Padel World Press .- En La Técnica del Pádel seguimos dispuestos a abordar aquellos ‘aspectos clave’ que influyen en el desarrollo de un partido de pádel. Una selección de consejos y trucos centrados en los elementos técnicos más importantes que debemos tener en cuenta siempre.

En las primeras dos entregas hablamos sobre los golpes básicos en pádel, siendo uno de ellos el saque, fundamental a la hora de comenzar bien un punto porque permitirá obtener ventajas… Y es que los encargados de ejecutarlo serán los que pondrán ‘contexto’ a la jugada.

Las reglas del saque en pádel

Lo primero que debemos tener en cuenta antes de realizar un saque son las normas que rigen este tipo de golpeo en pádel.

La Regla nº3 del Reglamento de Juego del Pádel indica que el servicio debe ejecutarse con los pies detrás de la línea de saque, dejando botar la pelota antes de golpearla a la altura de la cintura y lanzándola al recuadro contrario del campo rival, siguiendo una dirección diagonal.

El ‘sacador’ tampoco podrá traspasar la línea central ya que así invadiría el campo de su compañero, algo ilegal, porque el saque se debe ejecutar de forma cruzada.

Los aspectos técnicos que influyen en el saque

Una vez establecidas las reglas para llevar a cabo este golpe, es importante conocer los detalles técnicos más determinantes para que sea efectivo.

El saque se ejecuta con el objetivo de subir a la red con comodidad y tomar la iniciativa en el punto. En su consecución influyen varios aspectos: El primero de ellos es nuestra colocación, que debe ser con los pies alineados. Después, una vez situados, debemos dejar caer la bola para que suba a la altura perfecta y, en ese momento, golpearla con la cara de la pala algo inclinada hacia atrás llevando a cabo un efecto cortado. En la dirección del golpeo debemos intentar que la pelota vaya dirigida lo más cerca posible de la pared, ya que así dificultamos la recepción por parte del rival.

Tipos de saque en pádel

En este artículo, hablaremos sobre 3 modalidades: el saque clásico, a la ‘australiana’ y a la ‘vasca’.

El saque clásico es el más común entre jugadores amateur. Consiste en que el jugador que ejecute el servicio ocupará la posición del campo en la que ha sacado, es decir, cuando saque de derechas se situará en esa misma parte de la pista, mientras que cuando lo haga en el revés jugará el punto a la izquierda. Es importante que el servidor y su compañero sean polivalentes, dando un buen rendimiento en ambas posiciones para que la pareja rival no detecte una fisura y consiga ventaja.

Por su parte, el ‘saque a la australiana’ es más estratégico y se utiliza en parejas que se conocen bien entre sí y tienen roles más definidos. En este caso, el jugador que realice el saque se situará posteriormente en su parte predilecta del campo, con independencia de donde lo lleve a cabo. Para ello se suele tomar una posición más cercana a la línea central, para colocarse más rápido.

Por último, una variante curiosa es el ‘saque a la vasca’, en la que profundizábamos hace unos días. Hablamos de una jugada que tiene la intención de despistar al rival, en la que el compañero del  servidor se sitúa en el campo visual del rival, evitando así que detecte la dirección del saque hasta el último momento. El jugador que está adelantado realizará indicaciones al que va a sacar con la intención de ganar la máxima ventaja posible en el punto.

* Puedes seguir toda la actualidad del mundo del pádel en nuestros perfiles de Facebook y Twitter así como suscribirte a nuestra Newsletter diaria de noticias.

Comments

comments

Compartir
Artículo anteriorEspectacular: Así se presenta el Estrella Damm Masters Finals
Artículo siguienteLa importancia de saber dónde y cómo jugar cada golpe
Padel Word Press
Padel World Press es un periódico on-line dedicado al mundo del pádel que, durante 24 horas al día, se encargará de ofrecer la última hora del segundo deporte más practicado en España. Noticias, entrevistas, reportajes, análisis… Todos los aficionados podrán disfrutar del pádel desde un nuevo punto de vista, siempre bajo la seriedad, el rigor periodístico y los conocimientos de un equipo con más de una década de experiencia en el mundo del pádel.