Padel World Press .- Al igual que durante las jornadas anteriores, la Pista Central del Pabellón Príncipe Felipe de Zaragoza vistió sus mejores galas para acoger la disputa de un duelo entre dos parejas que habían completado un torneo brillante. De un lado de la cancha, Mapi y Majo Sánchez Alayeto (las jugadoras locales que deseaban poner su mala racha en casa, donde nunca habían logrado el título); del otro, Lucía Sainz y Gemma Triay, que buscaban prolongar su buen momento y conquistar el que sería su segundo título de la temporada (y el cuarto como compañeras).

Las espadas estaban en todo lo alto. Se esperaba la disputa de un compromiso repleto de igualdad y de emoción y, desde luego, las cuatro contendientes se entregaron con todas sus fuerzas, ofrecieron los mejores golpes de sus repertorios y, gracias a ello, deleitaron a los espectadores con un encuentro vibrante, repleto de alternativas y en el que pudo pasar cualquier cosa.

En el primer set, Mapi y Majo Sánchez Alayeto pusieron en pie en numerosas ocasiones a los espectadores, en especial cuando lograron el break que les permitió decantar a su lado un encuentro en el que la igualdad estaba siendo máxima. Las pupilas de Jorge Martínez habían dado el primer paso para ganar por primera vez el torneo más especial para ellas de todos los que forman parte del Calendario WPT (5-7).

Una lucha sin cuartel

En el segundo, las integrantes del Team NOX demostraron que son de esas jugadoras que nunca dan un partido por perdido y, dieron una verdadera lección de fe y de confianza en sus posibilidades. Tras ceder un break en los compases iniciales, Lucía Sainz y Gemma Triay no se amilanaron y consiguieron forzar una muerte súbita en la que llegaron a levantar hasta seis bolas de partido en contra, con lo que nivelaron la contienda y asestaron un duro golpe del que sus rivales no se recuperaron.

En la tercera y definitiva manga, Mapi y Majo acusaron el varapalo que acababan de sufrir, los problemas físicos que empezaron a aparecer y las casi tres horas de intensa batalla que acumulaban en sus piernas. Todo lo contrario pasaba en el otro lado de la cancha. Las chicas de Pablo Aymá estaban con la moral por las nubes, transformaban en punto casi todos sus golpes y lograron la victoria definitiva por 5-7, 7-6 y 6-1.

Muy emocionadas, fundidas en un abrazo con el que celebraron su espectacular inicio de temporada, Lucía Sainz y Gemma Triay volvieron a confirmar que esta campaña pelearán con más fuerza que nunca por subir a lo más alto del Ranking Mundial de Pádel y, a su vez, impidieron que las Gemelas Atómicas hicieran realidad ese sueño que persiguen desde hace años: Ser profetas en casa.

La próxima cita del Circuito Femenino será el Caja Rural Jaén Open, que se jugará del 20 al 27 de mayo en la emblemática Plaza de Santa María de la hermosa ciudad andaluza.

El espectáculo no se detiene y sólo podemos decir… Enjoy the Game!!!

Imagen: World Padel Tour

* Puedes seguir toda la actualidad del mundo del pádel en nuestros perfiles de Facebook y Twitter así como suscribirte a nuestra Newsletter diaria de noticias.

Comments

comments