Padel World Press .- Se acerca la hora de entrar a la pista de pádel y por tu mente pasa la idea “¿qué voy a hacer en una pista tan pequeña?”. O a lo mejor eres de los que, acostumbrados al tenis y a otros juegos en exterior, te has sentido un poco agobiado al ver las paredes de esta ‘jaula’. Sin embargo, las paredes en el pádel, lejos de ser un inconveniente, son un abanico de posibilidades para hacer de este deporte algo divertido y novedoso. Nunca unas paredes dieron tanta sensación de libertad.

El ‘fuera’ no existe: esto es sin duda lo más fantástico del pádel. Cuando jugamos a otros juegos en pista como tenis, fútbol o baloncesto, el fuera es una variable que a veces podemos usar a nuestro favor pero que, en la mayor parte de los casos juega en nuestra contra. En el pádel no sólo no existe ese concepto sino que las paredes sirven para jugar y hacer estrategias contando con ellas. Las paredes son un aliado, juegan más contigo que contra ti.

Al aire libre, pero resguarda del frío: las pistas que cuentan con paredes de hormigón o de cristal, además de ofrecer un mejor rebote a la pelota nos permiten resguardarnos del aire. Como es obvio, si hace un vendaval, nada nos protegerá, pero estas pistas son geniales para no tirar por tierra nuestros planes si ya hemos reservado la pista y vemos que se ha levantado aire.

Un nuevo reto, aprender a devolver con el rebote: si has jugado a frontón o a squash, es muy probable que controles con facilidad el rebote de la pelota. Sin embargo, el pádel va un paso más porque no rebota a la pared para volver a ella, sino que tienes que aprovechar esa inercia para mandarla hacia el otro campo. Esto es un plus que nos obliga a hacer un movimiento novedoso y para el que tendremos que desarrollar nuevas destrezas.

La jaula de cristal hace más vistoso el juego y permite más movimientos: como en todos los deportes, el pádel va evolucionando y a día de hoy han proliferado las pistas con paredes de cristal. Como espectadores, estas pistas nos hacen sentir que estamos viendo a animalitos en una especie de pecera, jugando con palas a toda velocidad y golpeando con mucha fuerza. A veces entran y salen por las puertas laterales para devolver la pelota desde fuera.

Si vas a entrar a la ‘jaula’ del pádel recuerda que, aunque sus dimensiones sean pequeñas, el nivel de esfuerzo que realizas puede ser muy elevado: por la velocidad de movimientos, por la fuerza con la devuelves la pelota, por la atención y reflejos depositados…

Ten en cuenta al terminar que la recuperación es muy importante para poder afrontar los próximos partidos, por eso recomendamos Rebuild Endurance de Herbalife 24, especialmente diseñado para ayudarte a reponer las reservas de glucógeno tras el entrenamiento.

Y recuerda que aún estas a tiempo de participar en Hola Padel League, la primera liga exclusivamente femenina. Si quieres ampliar información sobre los pasos a seguir para formalizar la inscripción, sólo tienes que hacer click sobre este enlace.

* Puedes seguir toda la actualidad del mundo del pádel en nuestros perfiles de Facebook y Twitter así como suscribirte a nuestra Newsletter diaria de noticias.

Comments

comments